2013-07-29

Iritzia: Santiagokoa, aurreikusitako zorigaitza


"Urteak daramatzagu AHTren izaera hiltzailea salatzen: mendiak, bailarak, baserriak, basoak, errekak eta animaliak hiltzen ditu, baina ez soilik horiek. Pertsonak ere dira horren biktimak. Estatuan hogeitamar langile baino gehiago hil dira AHTren lanetan, horietako sei Euskal Herrian. Eta Santiagon, urrats kualitatibo berri bat eman du ia larogei bidaiari hil eta ehundik gora zauritu dituenean. Diruarekin AHT elikatzen duten heinean, herritar gehiengoari zerbitzua ematen dion ohiko trenaren eskaintza murriztu eta okertu egiten da, AHTn bidaiatzea batzutan aukera bakarra bilakatuz...(más abajo en castellano)
Santiagoko zorigaitzeko gertakizunak argi utzi duen moduan, tamainako abiaduran bidaiarien ziurtasuna ezin da bermatu. Abiadura bera da arazo nagusia. Eta horren ondoren, auziaren kudeaketa tekniko ezinokerragoa etorriko litzateke. Zentzu honetan, Santiagokoa ez dela istripu bat izan, baizik eta abiaduraren desioari eta eskaintzari atxekitua doan arriskuaren ondorioa, esan dezakegu. Agintariek abiadura eskaintzen dute garapenaren ikur bezala. Gure irudikoz honek ondorio kalegarriak besterik ez ditu: teknologiaren konplexotasuna areagotu ahala, akatsak gertatzeko probabilitatea ere handitzen da. Arazoa egiturazkoa da, abiadura eta ongizatea lotzen dituen jendartearen egitura, hain zuzen ere. Gainera, azkar eta motel joaten direnen arteko sailkapen eta iherarkia berriak eratzen dira aipatu jendarte ereduan. 

Ematen du momentu latz hauetan gobernuaren kezka nagusia Espainako abiadura handiaren izena ez zikintzea dela Brasilgoarena bezalako kontratuak ez galtzeko. Horren aurrean nozibitatea mondu osoan barreiatzea irmoki arbuiatzen dugu. AHTrik ez, ez hemen ez inon. Gure iritziz honelako hondamendia berriro ez gertatzearekin kezkatu beharko litzateke gobernua eta hori betetzeko AHTren martxan dauden lerroak edo eraikitzeke dauden egitasmo guztiak bertan behera behin betiko eta berehala uztea galdegiten dugu. Agintariek abiadurarekin liluratu nahi gaituzte, ziztu bizian leku batetik bestera joatea bizi kalitatearen islada dela sinestaraziz.

Ez gatoz bat honekin. Sistemari komeni zaio guk gure denbora ez hartzea gauzak patxadaz hausnartzeko, abiadurarena bezalako kapitaliskmoaren mekanismo zapaltzaileaz ez ohartzeko. Guk berriz, gure erritmora joan nahi dugu, ez beraiek markatzen diguten erritmora, eta bidaiarekin eta biziarekin. gozatu nahi dugu. Horren aurrean pedalei ekitea aldarrikatzen dugu, jendarte eredu berri justuago bat  bizikletaz etorriko baita". 

Beatriz Arana e Itziar Pou
Mugitu! Mugimenduak antolatutako AHTren aurkako txirrindula martxa desobeditailearen izenean

LA DE SANTIAGO, UNA TRAGEDIA PREVISIBLE

Llevamos años en Euskal Herria alertando sobre el carácter destructivo del Tren de Alta Velocidad. Como ya hemos dicho en más de una ocasión el TAV mata montañas, valles, bosques, pueblos, caseríos, y ríos entre otras cosas. Las personas también son víctimas del TAV: más de treinta trabajadores han muerto en el tajo del TAV en el Estado, y seis de ellos en Euskal Herria. Y en Santiago, el TAV ha dado un salto cualitativo matando a casi ochenta viajeras y viajeros, dejando un reguero de más de cien personas heridas.

A medida que se alimenta con dinero el TAV el servicio que el tren convencional ofrece a la mayoría de la población va empeorando y reduciéndose, con lo que viajar en alta velocidad casi deja de ser una opción al no haber muchas veces otra alternativa.

Como la tragedia de Santiago ha mostrado, es prácticamente imposible garantizar la seguridad de quienes viajan a semejante velocidad. Creemos que la propia alta velocidad es el problema en sí mismo. La nefasta gestión que ha dado lugar al siniestro en cuestión vendría después. En este sentido podemos afirmar que el de Santiago no ha sido un accidente, sino un suceso consecuencia de la velocidad misma, por ser la tragedia inherente a ella, y no una circunstancia.

La clase dirigente nos ofrece la velocidad como paradigma de desarrollo. Ésto, a nuestro parecer, no trae más que consecuencias perniciosas: a medida que aumenta la complejidad de la tecnología también aumenta la probabilidad de cometer fallos. El problema no es coyuntural sino que reside en la estructura misma de una sociedad que vincula bienestar con velocidad. Además, en este modelo social denunciamos que surgen desigualdades y nuevas jerarquías entre quienes van más rápido y quienes lo hacen menos rápido. Parece que en los trágicos momentos tras el desastre, la máxima preocupación del gobierno es no ensuciar el nombre de la Alta Velocidad Española, por estar en juego contratos como el de la construcción de un TAV en Brasil. En ese sentido denunciamos con firmeza la exportación de la nocividad a otros lugares del mundo. ¡No al TAV, ni aquí ni en ningún sitio!

Pensamos que lo que debería preocupar al gobierno es que una tragedia de estas dimensiones no se repita, y para ello exigimos la paralización inmediata y definitiva de las líneas de alta velocidad, tanto las que ya están construidas, como las que están en obras.

La clase dirigente se esfuerza en hechizarnos con la alta velocidad, haciéndonos creer que ir de un lado para otro a todo correr es reflejo de calidad de vida. No compartimos ésto para nada. Al sistema le conviene tenernos ocupados yendo de un sitio a otro, a prisa y corriendo, sin tomar nuestro tiempo para reflexionar que la velocidad es otro mecanismo capitalista de sometimiento. Nosotras, sin embargo, queremos ir a nuestro ritmo, y no al que nos impone la clase dirigente. Y queremos gozar del viaje y de la vida. Por ello reivindicamos darle a los pedales, ya que creemos que un modelo de sociedad más justo llegará en bicicleta.

BEATRIZ ARANA ORTIZ  15246005H
ITZIAR POU DE LOS MOZOS  51383008L
en nombre de los participantes en la marcha de bicis desobediente contra el TAV organizada por Mugitu Mugimendua

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada